The BookDas Buch: Plastic Earth 

Das Buch: "Plastic Earth"
Bilder: The Can Factory
Gedichte (en): Yolantha Harrison-Pace
The book: "Plastic Earth"
Images: The Can Factory
Poems: Yolantha Harrison-Pace


CRISTINA SANTANA y KNUT KARGEL
Acerca del Pastic Earth

Es una advertencia. El plástico ha invadido lugares definitívamente sagrados. El paraiso está casi perdido. En su caminata de intrusión el plástico no deja sino monumentos grotescos e irreversibles: es ropa, es casi piel, no podemos respirar libremente, invade nuestros cuellos y ocupa el espacio alguna vez reservado a las máscaras, asedia y se apropia de los brillantes colores de los bosques, se afianza de los objetos que encuentra a su paso. El plástico es usado como objeto de alta couture y nos somete al orden de los Arlequines y los muñecos, se deja trasladar por los vientos y se aferra con tenacidad a nuestros cuerpos, cuelga de las ramas y se asolea en el antiguo Reino Vegetal; arremete con nuestros órganos y ataca los senos, las nalgas, la lengua, el culo; nuestros cabellos no le son extraños. El plástico adquiere los colores mas inauditos y nos cubre el rostro y las espaldas. El plástico ha establecido un nuevo orden: es cuasi-propietario de los ríos, los árboles y la atmósfera; el fondo del mar, las corrientes marinas y los vientos le transportan. El plástico es la basura que nos aturde y nos confunde pues adquiere los movimientos de la danza y los lugares de los salones de exhibicion. En las noches se desliza silenciosamente por todas partes. Con sus movimientos juega con la forma de las nubes y la luz del sol. No hay lugar que quede exento del plástico.

Algunas veces adquiere la solemnidad de los Papas y las Papisas o el miserable aspecto de los lisiados y abandonados. Es la vestimenta de los amantes, la forma de los pájaros del infortnio, la desolacion de los colores; es la ausencia de la dignidad y se convierte en espectro de las noches, pues es la invasion extraña de nuestro mundo y la falsificacion de los colores y sabores perdidos. Segun Cristina Santana y Knut Kargel, el plástico es la anunciacion de un mito en derrota pues ha llegado a nuestra realidad con vestimentas atrofiadas por la falta de amor. Nos encontramos en la disyuntiva de abandonar nuestra soledad por elcalor irresistible del plástico. El plástico es nuestro nuevo Dios y para verlo y adorarlo nos cubrimos los ojos y el rostro y toda la piel. Debajo del plástico desaparecen la luz de nuestras pupilas y la respiracion y nuestros labios antes color carne. El plástico ha llegado para quedarse por muchos tiempos y aeones. Nos deja sin amor y sin sensualidad: amor sin sensualidad..... que terrible destino!! Los amantes estan solos...... muy solos.

por Jaime Falcon Magana